Martes, 25 de Febrero de 2020

Termia solar

Sistema de energía solar térmica para agua caliente

Un sistema solar consiste en un colector, un depósito, un control y una estación solar. El colector capta la luz y conviertela en calor mediante el absorbedor. Se transporta este calor al intercambiador de calor del depósito de agua caliente por un fluido térmico. Se controla el sistema solar por un control solar.

ejemplo de un combinado sistema de energía solar térmica con bomba de calor


Si la diferencia de temperatura entre colector y depósito sobrepasa aprox. 5°C a 8°C (ajustable), el control enchufa la bomba solar de circulación, el fluido térmico circula y desprende calor al depósito de agua caliente. Si la diferencia de temperatura entre colector y depósito baja entre 2°C a 3°C, se apaga la bomba de nuevo. Al lado del intercambiador solar de calor que está en la parte superior del depósito, hay un segundo intercambiador de calor que es suministrado de la calefacción convencional. Este diseño garantiza que suficiente agua caliente esté disponible si el sistema solar suministra solo poca o no energía útil.